Los salvajes de Óscar Monzón

Posted on 2013/10/13

3


_OGM7192

Óscar Monzón ejerce de Doctor Frankenstein ya desde las primeras páginas de Karma, su primer libro, recién publicado con RVB Books y Dalpine. Chapas llenas de arañazos que parecen crecer a partir de pieles humanas aparentemente curtidas en luchas por la supervivencia propias de un mundo salvaje.

El fotógrafo y profesor del Colectivo BlankPaper muestra sus trofeos de caza con orgullo, personas convertidas en monstruos en éxtasis, transformadas al entrar en sus habitáculos de metal motorizado, unas máquinas diseñadas para atraer estéticamente a los instintos agresivos que después despiertan en sus usuarios, una vez inmersos en la experiencia de la conducción.

_OGM7193

 

_OGM7194

El coche es ya un elemento nuclear de la sociedad capitalista, un instrumento político que nos ha transformado en una civilización acomodada, individualista y violenta prácticamente sin darnos cuenta. Cualquiera tiene experiencias positivas sobre su primer coche, su primera escapada lejos de la ciudad, su primer polvo en un parking, su primer viaje con la manada a ver el mar, pero no guardamos en la memoria esos millones de momentos de confrontación con la infinidad de automóviles que, como viandantes, nos someten y controlan. Vivimos rodeados de bestias altamente contaminantes y peligrosas, instrumentos de poder al alcance de cualquier mentecato deseando pisar el pito o el acelerador a cualquier oportunidad.

_OGM7195

 

_OGM7196

 

_OGM7197

Pero además, Karma señala las fallas que la motorización provoca en nuestro comportamiento, una falsa sensación de privacidad que tan bien explotan las agencias de publicidad, incluso plagiando el trabajo de Monzón en anuncios virales de escaso recorrido creativo.

Este es un libro de lectura rápida, a modo de bólido estéticamente perfecto y que podría sonar perfectamente en nuestras cabezas al Techno de Detroit, la ciudad del motor, donde Jeff Mills sería la perfecta banda sonora al ritmo endiablado y embrutecido de Karma. Por algo Monzón también ejerce de Dj y, al igual que el diseñador del libro, Eloi Gimeno, entiende las posibilidades rítmicas del lenguaje fotográfico aplicado al libro de fotografía. Ambos desarrollan una colaboración que empezó ya desde la toma de fotografías, siendo Karma un caso excepcional en el que el diseñador acompañó al fotógrafo en prácticamente todo el proceso de creación.

_OGM7198

 

_OGM7199

 

_OGM7200

Ojalá me equivoque, pero puede que Karma quede a las puertas de grandes premios, como el de Aperture y Paris Photo al primer libro publicado, en el que ya es finalista, todavía hay quien se siente violentado con las imágenes del libro, quizás al sentirse reflejado entre tanto pasajero asaltado mediante flashazos.  Cierto visionador de festival incluso llego a exigir a Monzón que abandonara el proyecto (y la sala) al considerarlo una falta de respeto, como si la contaminación, la violencia o el inmenso sacrificio en espacio, energía, bienestar y modo de vida en las ciudades y casi en cualquier rincón del planeta no fueran algo a criticar en absoluto, aún más cuando el sujeto artífice de todo esto es el propio ser humano. En cualquier caso, Karma es, para mí, el libro del año en cuanto a la demostración política, estética y creativa que supone.

_OGM7201

 

_OGM7202

 

_OGM7203

¿Te gustan los libros de fotografía?

Quizás después de leer Karma no quieras volver al resto de feos, lentos y aburridos libros que se publican constantemente, pero cuidado, su lectura te transforma al igual que un bólido al ser conducido, inconscientemente habrás asimilado su mensaje, su música, su violencia, quizás ya no vuelvas a ser la misma persona, quizás te conviertas en otro salvaje más de la manada.

_OGM7205

 

_OGM7207

 

_OGM7208

Anuncios
Posted in: Fotolibros